jueves, 9 de octubre de 2014

De Valle a Valle


Estamos a primeros de Octubre,
y hemos salido a dar una vuelta haciendo uno de nuestros recorridos favoritos: cruzar del valle del Curueño al Valle del Porma.

Subimos acompañando al Curueño sin cansarnos de admirar su recorrido, discurriendo encajonado a través de las Hoces por encima de Nocedo, y luego por el amplio valle que vuelve a abrirse antes de llegar a Tolibia para seguir así hasta su nacimiento. 


Dejamos atrás Lugueros con el pico Bodón al fondo, y enseguida nos desviamos para empezar a tomar altura. Como de costumbre vamos a disfrutar de los paisajes de la zona y a buscar la fauna que habita en esta parte de la montaña leonesa.
  

El primer encuentro fue antes de empezar a tomar altura desde el Curueño, aquí pudimos fotografiar a este Buteo que aguantaba el chaparrón en su posadero.
  

Continuamos camino y lo que siguiente que se cruzó en nuestro camino fue un bando de Perdices rojas, y además casi en lo más alto del recorrido, en el que alcanzamos los 1700 m. Ya las habíamos oído cantar algunos días en esa zona, incluso habíamos visto un par de ellas fugazmente, pero hoy nos dejaron contemplarlas a placer a una distancia razonable mientras picoteaban buscando comida.
  








Mientras estábamos fotografiando a las perdices vimos también de lejos una cabrada de Rebecos pastando los brotes de hierba de la zona recuperada de Respina. No intentamos entrarlos pues toda esa zona está muy despejada y nos iban  a localizar de inmediato, no obstante no nos resistimos a sacar un par de fotos a este soberbio macho a pesar de que estaba casi a 500 mts. de nosotros. 



Por cierto que este año parece que todo viene adelantado, los Corzos y los Rebecos ya han mudado prácticamente todo el pelo y ya lucen su pelaje de invierno. Algunos venados aún siguen “berrando”, pero yo creo que más por inercia que por celo, pues ya vimos algún grupo de hembras sin macho.
  

Continuamos camino ya por la vertiente del Porma, allí nos encontramos con un premio gordo, en el medio de unos prados vimos a un Gato montés. 



Salió de los prados y se quedó en las peñas anteriores al hayedo haciéndose la “toilette”  como solemos ver hacérsela a los gatos domésticos.






Estuvimos observándole un buen rato hasta que decidió retirarse al monte, pero no sin antes dejar su “tarjeta a la puerta del hayedo”.




Nos dirigimos después hacia el embalse de Vegamián, y en el camino aprovechamos para entrar unos pocos metros en una cueva que conocemos ayudados con las luces de los móviles (se nos olvidaron las linternas) en el interior era un poco sobrecogedor oír los sonidos de algo que podrían ser ratas o murciélagos ya que obviamente no veíamos nada. Más tarde comprobamos que eran Murciélagos pues sacamos un par de fotos a ciegas con el flash y pudimos constatar  su presencia.



Después de comer unos bocadillos y cerca ya del embalse nos cruzamos con un grupo de Ciervas que estaban pastando en un pequeño valle entre unos zarzales.


Casi al lado de las Ciervas por una de las laderas del valle y paralela a nosotros, esta preciosa Raposa, trataba de descubrirnos, pues seguramente la llegaba nuestro olor, pero no nos localizó, y al final siguió tranquilamente su campeo.




Por la tarde el día se nos cerró en agua y ya de regreso y con poca luz nos dimos de frente con estos Corzos, dos hembras adultas y una cría. Parece mentira como les puede la curiosidad a estos animales, ya que a pesar de que al menos una hembra nos había descubierto, un silbido les hizo parar y volverse a ver que era “eso”.




Lamentablemente esa curiosidad tan buena para los que les observamos y fotografiamos, les ha costado la vida a infinidad de ellos.


Había sido un día bastante completo ya que además de disfrutar con las vistas que ofrece este recorrido conseguimos sacar unas cuantas fotos, y regresamos a casa pensando en volver en breve, pues los bosques ya empiezan a tomar color y no queremos perder la ocasión de disfrutar con esa gama de colores tan especiales que nos ofrecen.


Hasta la próxima.

2 comentarios:

  1. Menudo día mas productivo! Que variedad de fauna, y unos paisajes preciosos! Enhorabuena!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias. La verdad es que fue un día especial por la variedad de fauna que vimos.

      Eliminar